4 jul. 2012

Arde

Arde la tierra en una inmensa vorágine
de muerte y ceniza y esparce miedo.
El agua aviva la esperanza unánime
que se pierde con el último aliento.
Pido a la tormenta que no amaine,
que mantenga impoluto su juramento.
Riega los árboles negros, da vida,
lo ruego.
El Valle se pierde en un horizonte de fuego.
Desde esta prisión lo observo, inútil.
Lloro en silencio y distingo entre el musgo seco
héroes desconocidos. Los infames se esconden.
Y volverán cubiertos de hollín.
y para muchos será una vida fútil.
Será así.


Para todas las víctimas que han sufrido, de una manera o de otra, las desgracias del incendio en Valencia. 
Mucha suerte y fuerza.

Saludos mutantes desde Genosha

No hay comentarios: