17 ago. 2011

Viejo corazón

Bueno, prometí a un compañero de trabajo y amigo que editase el blog de una vez, y aunque no he podido hacerlo de lo que quería ( una crítica de la espectacular Capitán América) hoy me he levantado inspirado, y he escrito un pequeño microrrelato de apenas unos párrafos, una conversación ajena, espero que disfrutéis de '' Viejo corazón''

-hola.
- hola.
- ¿ qué tal estás?
- Bien, ¿y tu?
- bien.
- Te veo apagado.
- Es mi nuevo corazón, no funciona bien.
- ¿ por qué? ¿ qué le pasaba al anterior?
- Estaba malcosido, tuve que cambiarlo, demasiadas heridas.
- ¿ Y al nuevo qué le pasa?
- Es un viejo reloj de cuco, es bello ver como canta las horas con cada latido. Es un corazón nuevo, puro, sin cicatrices
ni remiendos baratos hechos con alcohol. Este está más en forma, no ha pasado noches en vela esperando una llamada
o un mensaje. El corazón de cuco además es elegante, cada compás en su sitio, el otro solo emitía gritos de pena y glorias pasadas,
caducadas. El nuevo me permite correr, saltar de alegría con más fuerza que nunca, no como el otro, que solo me permitía caminar hasta
una esquina para luego retroceder, con miedo a encontrarme a antiguas pesadillas, amores prohibidos, esfinges de tiza...
- Parece perfecto, no se qué ves de malo.
- Simplemente...hecho de menos mi viejo y maltrecho corazón.

Inspirado en '' La mecánica el corazón'' de Mathias Malzieu.

Saludos mutantes desde Genosha.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Joder,he tardado unos segundos en apartar la mirada de la pantalla del ordenador después de leer tu relato. ¡Qué grande!

Cada segundo que no estás escribiendo es un segundo perdido.

Un saludo,

Ruymán